La Descripción General del Templo de Edfu

El Templo de Edfu es el templo de culto más conservado de Egipto porque fue uno de los últimos templos construidos durante el imperio Ptolemaico entre 237 y 57 a.c. para ser un lugar de culto de la deidad del cielo Horus. Es el segundo templo más grande de Egipto después del Templo de Karnak. Se encuentra en la orilla occidental del río Nilo, a medio camino entre Luxor y Asuán. El Templo es muy importante porque refleja perfectamente la fusión entre la cultura ptolemaica y la cultura faraónica del antiguo Egipto. Las inscripciones en sus paredes proporcionaron informaciones útiles sobre la religión, el idioma y la mitología durante el período helenístico en Egipto.

La Historia del Templo de Edfu

El templo fue construido por una orden de Ptolomeo III en el 23 de agosto de 237 a.c. y fue completado en el reinado de Ptolomeo XII en el 57 a.c. El templo fue construido en el lugar donde se cree que Horus luchó contra Set para vengar el asesinato de Osiris (el padre de Horus) y su propio hermano según el famoso mito de Isis y Osiris. Toda esta información fue revelada gracias a las escenas e inscripciones importantes encontradas en las paredes del templo. El templo perdió su prestigio después del fin del Imperio Romano, el surgimiento del cristianismo y la prohibición del paganismo en el 391 d.c. Quedó enterrado en la arena, protegido en el corazón del desierto durante siglos hasta que fue excavado en el año 1860 por un egiptólogo francés llamado Auguste Mariette.

La Arquitectura e Interior del Templo de Edfu

La arquitectura del templo es bastante única, ya que combina los elementos de la cultura griega y egipcia. Contiene una casa de nacimiento griega «Mamisi» al oeste de la entrada a una altura de 36 m y dos estatuas de granito de Horus en el lugar donde se celebraba el festival anual de la coronación y donde se representaba la recreación del nacimiento divino de Horus. Tiene uno de los pilones más altos de Egipto que alcanza la altura de 37 m, construido por Ptolomeo IX, a su alrededor hay un grupo de salas como la sala Hipóstila, construida por Ptolomeo VII para contener un techo con pintura de signos astronómicos que simboliza el cielo sostenido por dos filas de seis pilares, la sala de fiestas y la sala de ofrendas. La parte más sagrada del templo es el «Santuario de Horus», ya que contiene un santuario de granito negro, que fue decorado por Nectanebo II, por lo cual es la reliquia más antigua del templo. La pared tiene escenas de Ptolomeo IV adorando a Horus.

Tours a el Templo de Edfu

El Templo de Edfu o «Templo de Horus» es un sitio histórico increíble para visitar, por lo que hemos creado paquetes turísticos de viaje a Egipto con un crucero por el Nilo para visitar el templo junto a otras atracciones egipcias.